¿Cómo reconocer un cultivo de hongos contaminado?

04 | 12 | 2020
¿Cómo reconocer un cultivo de hongos contaminado?

Aprende a reconocer un cultivo de hongos contaminado y qué hacer para prevenirlo.

Aunque cultivar hongos no es particularmente difícil, requiere un proceso limpio y estéril para tener éxito. Una sola espora de moho que contamine el sustrato, los frascos o el equipo puede ser todo lo que se necesita para arruinar el cultivo de hongos.

En este artículo aprenderás a reconocer un cultivo de hongos contaminado y lo que puedes hacer para prevenir la pérdida del cultivo. 

¿Cómo identificar un cultivo de hongos contaminado?

La mayoría de las contaminaciones son bastante fáciles de identificar. El micelio de las setas tiene un color completamente blanco. Si ves cualquier otro color en el micelio, puedes considerarlo, en la mayoría de los casos, como una contaminación.

También se puede descubrir mucha contaminación por su extraño olor penetrante, aunque hay dos excepciones. Los colores azul y amarillo no siempre indican contaminación:

1.El color Azul
aparece cuando el micelio se ha maltratado o magullado, en ese caso se vuelve azulado. Esto no es contaminación y no tiene consecuencias para la calidad del micelio.

2. El color Amarillo
se genera cuando el micelio envejece, puede comenzar a formar pequeños puntos amarillos, a veces esto incluso se convierte en una sustancia viscosa amarillenta.

Esto ocurre principalmente con frascos o bolsas completamente colonizados que han estado en la sala de incubación durante demasiado tiempo. Esta transformación amarilla es una resistencia natural del micelio y actúa como un escudo adicional contra las bacterias y otras contaminaciones. Es importante que este micelio se coloque inmediatamente en las condiciones de fructificación.

cultivo de hongos
sergeitokmakov|pixabay

¿Qué puedes hacer si has detectado contaminación en el cultivo?

Por lo general cuando una caja de fructificación se contamina suele perderse todo el cultivo porque al abrirla para tratar de eliminar el tejido infectado solo representa un riesgo para otros cultivos y el espacio donde se cultiva.  Sin embargo, hay algunos casos en los que se puede salvar el cultivo de hongos que se ha comenzado a contaminar.

Caso de Moho en forma de telaraña .

La telaraña es generada por un hongo que se caracteriza por el crecimiento de un micelio grueso que cubre los hongos afectados, es difícil de distinguir porque es similar al micelio pero de un tono un poquito más oscuro que nuestro micelio y genera una podredumbre blanda, en otras palabras, que las setas o los hongos que hayan salido se van a cubrir con una película similar a una telaraña blanda.

 Los hongos afectados eventualmente se vuelven marrones y se pudren.

Posible solución: retirar la parte de este micelio que es más oscuro y aplicamos una solución de agua oxigenada al 10% y por supuesto mejoramos la circulación de aire del cultivo porque un nivel alto de humedad es lo que favorece a este tipo de contaminación.

Caso de Moho verde.

El caso de contaminación por moho verde más común es el causado por el hongo Trichoderma spp, aunque existen otros hongos  que también causan un color verde en el cultivo como el Penicillium que suele confundirse con el anterior, solo que si te fijas bien verás que el color verde tiene un tono azulado.

Pero en este caso hablaremos del hongo Trichoderma spp.  Este tipo de contaminación es agresiva. Se identifica porque verás un micelio blanco que cubrirá las setas, produciendo esporas de color verde esmeralda y provocando una pudrición blanda como en el caso de cobweb.

Posible solución
: para este tipo de contaminación es difícil encontrar una solución, porque no sirve de nada cortarlos, liberando contaminantes al aire y por todo el cuerpo del cultivo. La tricomoniasis como se llama este contaminante, todavía estará en tus pasteles. Un blanqueador lo suficientemente fuerte como para matar a las tricomas también matará el micelio de los hongos, entonces toca eliminar el cultivo y desinfectar toda el área de cultivo muy bien antes de intentarlo nuevamente.

La mala higiene, las moscas o la mala esterilización pueden provocar estos contaminantes que aparecen durante la colonización o producción de hongos mágicos .

Caso de mancha húmeda o pudrición ácida.

micelio contaminado

Se identifica porque se forma una especie de limo gris opaco, que apesta con un hedor nauseabundo y hace que el grano parezca excesivamente húmedo, de ahí el nombre.
Posible solución: Para evitar este tipo de contaminación, debes remojar el grano antes de ser esterilizado y es importante no superar la temperatura de incubación (sobre los 30°C) para evitar la proliferación de bacterias.

Caso de Overlay.

El overlay no es una contaminación por hongos, sino un estado del cultivo donde el micelio sigue creciendo de forma indefinida llegando a crecer “ sobre el mismo” hasta generar una capa un tanto rígida e impermeable.

Usualmente se genera por falta de ventilación y poca humedad (aire viciado), es decir, el micelio no tiene condiciones de fructificación.

Posible solución: raspar el micelio con un tenedor limpiado previamente con alcohol y retirar la parte afectada. Es importante además aumentar el intercambio gaseoso y la humedad relativa.

Existen muchos tipos de contaminación o alteraciones del micelio, algunas tienen solución otra no, si tienes dudas escríbenos y con gusto te orientaremos.

¿Cómo prevenir la contaminación por hongos?

La contaminación puede provenir del aire, el agua, las herramientas utilizadas, nuestra ropa, entre otros. Cualquier agente externo que ingrese al medio de cultivo puede ser una amenaza, por lo que preparar el área de trabajo para el Cultivo de Hongos Alucinógenos es fundamental.

Por otro lado, la higiene y el cuidado al manipular el pan de hongos es fundamental, además de mantenerlo alejado de las moscas y otros agentes contaminantes.

No tengas miedo de cometer errores, es una de las formas más efectivas de aprender cualquier habilidad nueva. Sin embargo, evitar errores innecesarios es siempre una práctica prudente que te ahorrará dinero, tiempo y frustración en el cultivo de hongos mágicos.

Recuerda desinfectar tu entorno, practicar la paciencia, adaptar tu entorno para mantener el cultivo a las temperaturas adecuadas y experimentar solo después del éxito. De esta manera, evitará la mayoría de los errores más comunes cometidos cuando estamos comenzando a cultivar.

Si tienes dudas sobre la contaminación de tu cultivo no dudes en comentarnos para orientarte y compartir tu experiencia con la comunidad. Si te ha gustado esta información o quieres que escribamos mucha más sobre este tema déjanos tus comentarios.

También te puede interesar leer:
Fructificación y Cosecha de Hongos Alucinógenos